El corte combinado

Dos tecnologías que se completan

La combinación de la tecnología del fotograbado químico con la del corte por láser es sin duda el arma ganadora para crear productos con detalles gráficos muy complejos que satisfacen todas las solicitudes de nuestros clientes.

Por esta razón, el corte combinado de fotograbado químico y corte por láser es la solución ideal para ofrecer la más alta calidad de trabajo, gracias a la combinación perfecta de láser de precisión y geometrías complejas grabadas químicamente.

Los metales utilizados

La técnica de corte combinada se utiliza en varios tipos de metales, que incluyen:

  • Acero
  • Aluminio
  • Latón
  • Cobre
  • Titanio
  • Hierro
  • Alpaca

Una tecnología de alta precisión

La primera fase del procesamiento es la de reducción, o corte químico, seguida de la de cortar los perímetros y otros detalles a través de la tecnología de corte por láser, que garantiza una precisión absoluta (hasta 0,05 mm) gracias al sofisticado sistema de Centrado óptico con el que está equipado.

Las ventajas del corte combinado

El corte combinado incorpora las ventajas de ambas tecnologías; en particular:

  • precisión extrema garantizada por el sistema de centrado óptico, que hace que los dos procesos sean perfectamente axiales entre sí. Un nivel muy alto de precisión es esencial en sectores específicos, como la microelectrónica.
  • versatilidad y flexibilidad de la tecnología de fotograbado
  • limpieza del corte y precisión de los grabados gracias a la tecnología láser.
  • reducción de los costos del equipo y reducción de los tiempos de procesamiento: el procesamiento principal se realiza mediante fotograbado y, posteriormente, solo los detalles necesarios se definen mediante corte por láser
  • posibilidad de personalizar con precisión el producto de acuerdo con las expectativas y necesidades particulares del cliente